Robert Glasper, jazz con mentalidad de hip-hop

_

JAZZ VOYAGES XV
Robert Glasper, jazz con mentalidad de hip-hop

___

Ya hemos comentado que en esta nueva etapa queremos investigar y compartir la música de los nuevos jazzistas hijos del del hip-hop. Aprovechamos el paso de Robert Glasper Trio + Dj Sundance por España este mes de Noviembre como parte del 10º Ciclo 1906 de Estrella Galicia, para hablar de uno de los activistas por la fusión entre jazz y rap, no sólo en lo musical, sino también como movimiento social y punto de vista sobre la creación. Tienes la información sobre las fechas y las ciudades de la mini gira al final del artículo. Para acompañar puedes ponerte The Light, su reciente colaboración junto a Bilal en el último disco de Big K.R.I.T. titulado “4Eva Is A Mighty Long Time” (BMG / Multi Alumni).

_

LIL ROBERT

hijo del jazz y el hip-hop

___

Robert Glasper cuando tenía el pelo largo, era un chaval

Robert Glasper nació en Houston (Texas) en el 1978. Dios bendiga a las madres una vez más, especialmente a las de los demás cuando son responsables de que su hijo o hija acabe dedicando su vida a aquello en lo que cree. En este caso, Kim Yvette Glasper incentivó que su hijo Robert se hiciera músico tocando en casa con el a dúo. Además, en algunas de sus actuaciones, ya fueran en el club o en la East Wind Baptist Church (cuya agrupación musical dirigía) invitaba al joven Robert a que interpretara algunas piezas con ella. Con tan sólo 6 años, Robert ya tocaba la batería delante de audiencias relativamente importantes para un niño de su edad.

Además de las influencias que mamó de su madre como Luther Vandross, Oscar Peterson o Billy Joel, como la mayoría de los adolescentes afroamericanos del último cuarto de siglo, Robert conectó con un movimiento que acabó conociéndose mundialmente como hip-hop. Hablo de hip-hop, no de rap, porque más que de la vertiente estrictamente musical, Robert se empapó del espíritu del movimiento y de sus códigos no escritos. Nunca se ha considerado un raphead al uso, pero como cualquier chico de Houston interesado en el rollo creció con la música de Geto Boys y Scarface, UGK y Dj Screw. Confiesa que más que escucharlo en casa, lo habitual en aquella época era salir a las calles de Houston y que sonara en los coches, las fiestas, y las radios locales. Más adelante, en el instituto conectó con algunas de sus referencias favoritas más ligadas a su estilo, A Tribe Called Quest y Busta Rhymes. Curiosamente, años después acabaría colaborando con Q-Tip y con uno de los productores más estrechamente ligado a la carrera de Busta en los ’90, Rashad Smith, tributando la obra de Miles Davis en el disco “Everything’s Beatufil” (2016 – Columbia / Blue Note / Legacy).

‘Dj Screw es una legenda de Houston. En la época era estrictamente local… el mundo no le quería. Después, de repente, todo el mundo empezó a utilizar el chopping y el screwing’

· Robert Glasper

Ese instituto en el que conectó con el sonido más jazzy del rap, era la High School for the Performing and Visual Arts de Houston. A día de hoy, con datos en la mesa, es complicado establecer en cuál de las sedes de la HPVA estudió Robert. Si nos ceñimos a la de su ciudad, Houston, de esa sede salieron músicos como Beyoncé o los bateristas Eric Harland y Kendrick Scott. Puede que fuera en este centro, ya que la primera de Robert, Lee Toya, acabó siendo compañera de Queen Bey en Destiny’s Child. Pero, si nos ceñimos a las referencias que da Robert en distintas entrevistas, su contacto clave con el hip-hop fue el trompetista Roy Hargrove, y éste estudiaba a 260 milllas de Houston, en Dallas. 

La sede de Dallas había sido renombrada hacía ya muchos años como Booker T Washington HPVA situada en Dallas, en honor al educador de mismo nombre y activista clave en la oposición a las leyes Jim Crow que durante prácticamente un siglo amparaban la segregación racial en Estados Unidos. De aquella escuela también salieron dos artistas con cierta relevancia en esta historia, las vocalistas Erykah Badu y Norah Jones.

Sea donde fuere, comenta Robert en una entrevista Roy Hargrove fue uno de los primeros en los que vio que esa mezcla cultural entre jazz y actitud hip-hop era posible. Cuando le veía vestir botas Timberland al puro estilo Wu-Tang Clan le preguntaba ‘¿Puedes tocar jazz e ir con esas pintas? ¡Eres de mi rollo!’. A pesar de sus pintas y de su mentalidad de rapper, en lo musical Roy Hargrove no había tenido (todavía) una relación especialmente estrecha con el rap. Quizá su intervención más memorable fue en el ’94, cuando formó parte muy activa del álbum debut de uno de los primeros grupos en investigar el jazz-rap: Buckshot LeFonque. El grupo de Nueva Orleans, claramente influenciado por la tradición musical de su ciudad, contó para la producción con Brandford Marsalis (hermano del famoso Wynton) y con Dj Premier, que ya se había encargado de esbozar el estilo junto a Guru en el dúo Gang Starr.

La parte que nos interesa de Roy Hargrove, fue cuando a comienzos del nuevo milenio aportó su grano de arena en varias grabaciones importantes del colectivo Soulquarians: “Like Water For Cholate” (MCA Records) de Common y “Voodoo” (EMI / Cheeba Sound) de D’Angelo; y el “Mama’s Gun” (Motown) de Erykah Badu.

En 1997 Robert Glasper decide abandonar Houston y continuar con sus estudios en la New School for Jazz And Contemporany Music de Nueva York. Allí surgió el verdadero contacto del músico con el hip-hop, de la mano de Bilal y Soulquarians.

_

DE HOUSTON A NUEVA YORK

de dj screw a soulquarians

____

A Robert no le costó mucho adaptarse a la vida de Nueva York, y parte de la culpa fue de Bilal Sayeed Oliver, simplemente Bilal para muchos de nosotros. Bilal era de Philadelphia, y por los datos parece que ya llevaba unos años en Nueva York cuando él y Robert acabaron siendo compañeros de habitación en la New School of Jazz. Su relación obviamente se extendió al terreno personal, y en lo musical comenzó con compartir jams hasta el día de hoy, en el que son innumerables las colaboraciones (en estudio o directo) entre Robert y Bilal.

Questlove, D’Angelo y Russel Elevado en Electric Lady Studios

Ambos rondaban por la New School of Jazz sin ser conscientes de que en enfrente de una de sus aceras estaba situado el Electric Lady Studio que casi tres décadas antes había construido Jimi Hendrix junto al arquitecto John Storyk y el ingeniero de sonido Eddie Kramer. Un año antes de que Robert aterrizara en Nueva York, Questlove ya visitaba el estudio acompañado por D’Angelo y el ingeniero Russel Elevado para empezar a trabajar en el ya citado “Voodoo”.

Aunque Electric Lady había sido un estudio mítico en la carrera de Jimi, y posteriormente en la de otros artistas como Stevie Wonder, Curtis Mayfield, Roy Ayers Ubiquity, Lonnie Liston, Groover Washington Jr o Gil Scott-Heron & Brian Jackson (sin meternos el terreno del rock) por aquel entonces no tenía tantos clientes. Poco a poco, Questlove y compañía se fueron hiciendo con los mandos del Studio A, y posteriorment el Studio B. Sus rutinas de trabajo empezaban con el visionado de grabaciones VHS y sesiones de escucha de vinilos, para después acabar haciendo jams improvisadadas que registraban y reescuchaban para aprender. 

Igual que con sus VHS Questlove era ‘YouTube ante de que YouTube existiera’, como dice el mismo Elevado: ‘Questlove era Twitter antes de que Twitter existiera’. El baterista y productor de The Roots comenzó a contar fuera del estudio lo que allí sucedía, y a llevar gente para trabajar en él. Hablamos ya de finales del ’97 y principios del ’98, y de ahí en adelante entre esas personas que invitó Questlove se encontraban Talib Kweli y Mos Def (aka Black Star), Common, Q-Tip, J Dilla, Erykah Badu y su entonces inseparable James Poyser, el bajista Pino Palladino, el trompetista con Timbos Roy Hargrove, y nuestro enlace en esta historia: Bilal.

De forma breve, así fue como se fundó lo que hoy conocemos como Soulquarians, una de las crews que junto a Stones Throw fue responsable de la buena transición del género en el cambio de milenio. Y digo lo que hoy conocemos porque, a raíz de la mítica foto que se nos viene a la cabeza publicada en la revista Vibe, todo este movimiento se fue al garete. Según declaraciones de Questlove en un artículo para la Red Bull Music Academy publicado en 2015 por Chris Williams, Soulquarians únicamente eran él, D’Angelo, James Poyser y J Dilla, los únicos signos zodiacales acuario de la formación. 

Soulquarians, Common, Mos Def, James Poyser, Erykah Badu, Questlove, D'Angelo, Q-Tip, Bilal y J Dilla

De izq a dcha: Talib Kweli, Common (arrodillado), Mos Def, James Poyser, Erykah Badu, Questlove, D’Angelo, Q-Tip, Bilal y J Dilla (arrodillado). Fotografía tomada para Vibe en el año 2000

Muy bonito lo de Soulquarians… ¿pero qué hay de Robert Glasper? Robert entra en juego en el engranaje Soulquarians con la grabación de “1st Born Second”, el estreno de Bilal en el cual están implicados prácticamente toda la crew. Robert participó en tres temas, When Will You Call, Queen of Sanity y Second Child, pero estuvo presente en buena parte del proceso creativo. En aquellas sesiones Robert estableció vínculos que todavía son importantes en su carrera a día de hoy, como el de Mos Def, Q-Tip, y Erykah, pero sucedió algo mucho más importante: su conexión con J Dilla, una de las figuras más influyentes en su carrera, peleando duramente el primer puesto con Miles Davis. La presencia de Dilla en Electric Lady Studio era tan continuada, que le dejaron su propio habitáculo para que siempre tuviera a disposición sus herramientas de trabajo. Precisamente allí, sucedería esta anécdota.

‘Recuerdo cuando Dilla estaba haciendo el beat de Reminiscence para el “1st Born Records”. Bilal y yo estábamos viendo cómo lo hacía. La línea de bajo venía de, algo así como, cuatro grabaciones distintas. Solo la línea de bajo. Ponía un disco y decía ‘Bilal, ¿puedes cantar sobre estas tres notas? Justo aquí, estas tres’ y luego ponía otro disco ‘Y sobre estas tres, estas, y…’ ponía otro disco ‘…estas otras tres. Si las pongo todas juntas, ¿podrías hacerlo?. Y nuestra reacción fue ‘¿Qué? No entendemos una mierda de lo que estás diciendo’. Así que dijo, ‘OK, dadme un minuto’, puso todo junto y construyó el bassline. Nos quedamos en plan… ‘¿Cómo coño has relacionado todo esto?.

Después hizo la batería, y dijo ‘Necesito algo más’. Estuvo andando unos minutos, y de repente ‘Wow!’ sacó un disco (cuyo nombre no diré) cogió un acorde de ese disco, lo modificó, hizo unos acompañamientos y fue rollo ‘¿Cómo has hecho esto?. Lo había escuchado todo antes incluso de sacarle el sonido, y en total habrían pasado como 15 minutos. Era un genio y punto’. 

Q-Tip y Ali Shaheed comenzaron a ir al mayor número de eventos posibles en los que tocara Glasper, ya fuera como sideman de otros artistas o en las míticas jams de Nueva York. Su vínculo se estrechó y Robert comenzó a ir con Tip a la casa de Ali para grabar juntos. Seguramente en esos conciertos que visitaban Q-Tip y Ali, Robert conoció al bajista Robert Hurst (que también participó en el anteriormente mencionado álbum de Buckshot LeFonque) y el baterista Daimon Reid de quién sigue acompañándose Robert, y clara muestra es que es el baterista que le acompañará en esta mini gira por España. En la primera década de los 2000 Robert Glasper se centrará, de la mano del sello Blue Note, en su carrera como jazzista por la cual se le reconoce como uno de los estandartes de la actualidad. Pero ese es otro viaje que te contaremos en su siguiente artículo. En su relación con el hip-hop, nos interesa más destacar su proyecto Robert Glasper Experiment.

‘El hip-hop para mí es eso, un mantra repetitivo que podría ser una oración. Nos siempre puedes explicarlo, es una cuestión de sensaciones’

_

ROBERT GLASPER EXPERIMENT

la influencia del hip-hop y J Dilla

___

La oración, el mantra, el origen de los cánticos religiosos, el blues, el gospel, el soul, e incluso el jazz… El mestizaje vocacional entre hip-hop y jazz de la música de Robert Glasper planta su semilla en la casa de Ali, y comienza a ver sus frutos cuando aquellos famosos discos inéditos de Q-Tip comienzan a ver la luz. En “The Renaissance” (2008 – Universal Motown) aparece parte de aquella música que grabó Robert Glasper en el corte You, y también en el single Life Is Better en el que colaboró Norah Jones.

Otro de los discos de esa época en los que aparece Robert Glasper, aunque no se supo hasta hace relativamente poco gracias a un tweet, es el “Late Registration” de Kanye West (2005 – Rock-A-Fella), nada más y nada menos que en el single Touch The Sky producido por Just Blaze. El productor estaba trabajando en este beat (muestra de Curtis Mayfield incluída) en su basement Baseline Studios unos minutos antes de que lo pisará Kanye y se conocieran. Just Blaze quería acabar con un solo de piano, y gracias a Questlove conoció a Robert Glasper, así que le llamo y le dijo que si quería grabarlo. La versión definitiva tenía pianos de Robert pero no incluía el solo que grabó al final, motivo por el que probablemente nunca fue acreditado. ¿Imaginas cómo hubiera sonado?… Pues deja de imaginar, porque gracias al programa Abstract Radio (Beats 1) de Q-Tip, puedes escucharlo

Robert estuvo girando con Q-Tip durante varios años, y en 2008 Mos Def le llama para ser el director musical de su Mos Def Big Band. Con ella reinventó la música de, por supuesto J Dilla, Ghostface Killah o Jay Electronica, e incluso tuvo la oportunidad de colaborar en directo con Gil Scott-Heron en el famoso Carnegie Hall, de Nueva York, poniéndole un colchón musical de versiones que iban desde Miles Davis y James Brown a Beyoncé.

Por el número de instrumentos no parece que esta actuación sea con la Big Band, pero para que os hagáis una idea de la conexión entre Mos Def y Robert Glasper en aquella época, os dejamos esta grabación de un directo del 2008 en el el Red Cat de Houston en la que versionan el Thieves In The Night de Black Star que produjo 88 Keys.

_

 

___

‘Mucha gente cree que el hip-hop es fácil porque se repite todo el rato, pero en la escuela que creó J Dilla no es así. Cuando haces beats, hay una cuantización que se suele usar como precaución para mantener los golpes clavados en el ritmo. Pero nada de lo que soltó Dilla estaba cuantizado.

Definitivamente esa es la influencia de Dilla en la forma de tocar de muchos de los músicos de mi edad y más jóvenes.’

· Robert Glasper

Dilla-shine tocada por Robert Glasper’ del ilustrador Dan Lish

Un año después de la muerte de J Dilla en 2006, Robert Glasper incluyó un tributo al productor de Detroit en su disco “In My Element” (Blue Note). Llevó por nombre J Dilladude, e incluía reinterpretaciones de Thelonious de Common y Slum Village, Doo Doo, Fall In Love, o el Stakes Is High de De la Soul que tantas veces reversionaría después Robert Glasper con Mos Def.

En mayo de 2010, el dj, productor y director multimedia londinense Gilles Peterson entrevista a Robert Glasper para su programa de radio en la BBC. El Robert Glasper Experiment todavía no había publicado ninguna referencia, pero Giles consiguió que Robert le cediera algunos outtakes para pinchar en la entrevista. Uno de esos inéditos era otro tributo a Dilla que llevaba por nombre Dilla-Shine, y en el que acompañan a Robert el baterista Chris Dave, y Casey Benjamin, un saxofonista que ya aparecía en el “1st Born Second” de Bilal, había hecho sus pinitos con Dj Logic y Dj Spinna, y que tendrá un papel importante en Robert Glasper Experiment, esta vez tocando los teclados y utilizando el vocoder para fusionarse a la perfección con el piano de Robert. Hoy podemos escuchar ese outtake gracias a que la vocalista Zynzelay, que estaba escuchando el programa, lo grabó para pocos días después ir al estudio de Charlton Williams y grabar unas voces encima. Puedes descargar gratis esta auténtica joya underrated gracias a la plataforma SoulTracks

En Septiembre de ese mismo año se publican dos discos protagonizados por Bilal y Robert Glasper que comparten canción, All Mater, una de las mejores odas al amor, la energía, y el Universo que un servidor ha escuchado. Primero aparece en Airtight’s Revenge” (Plug Research) de Bilal, un disco que desde la perspectiva de los músicos hijos del hip-hop con tradición académica se podría considerar como una de las puntas del iceberg. En primer lugar por el sonido: soul, jazz, funk, rock, y psicodelia, son perfectamente introducidos en ese mantra repetitivo del que hablaba Robert. Pero, también por los responsables de ese sonido, los músicos.

Todos ellos miembros de esa generación. Bajo esa portada en la que Bilal añade un toque sofisticado, seductor, y musical a la famosa fotografía de Malcom X, confluyen los productores 88 Keys y Nottz con los músicos Miguel Atwood-Ferguson (ya os hablamos sobre él en nuestro primer DillaJoint ‘Carlos Niño meets Miguel-Atwood-Ferguson’), ThundercatShafiq Husayn, por supuesto Robert Glasper, y otros tantos de menos nombre con los que fácilmente podríamos hacer una mixtape de más de una hora, sólo, con sus colaboraciones en el rap.

Pocos días después vio la luz por el sello Blue Note la grabación en directo “Double Booked”. Estaba compuesto por una Cara A, en la que el Robert Glasper Trio (que entonces completaban el fantástico baterista Chris Dave y el contrabajista Vicente Archer) no se cortaba en lucirse expresando el ya consolidado estilo Robert Glasper (tributo a Thelonious Monk incluído) y una cara Cara B, en la que presenta su nuevo proyecto Robert Glasper Experiment. 

Aparte de Chris Dave y Casey Benjamin. la formación la completaban el bajista Derrick Hodge (responsable de la mítica línea de contrabajo del Be de Common) y el dj Jahi Sundance que acompañará a Robert en su actual gira por España. En esa Cara B, aparte de una llamada de Questlove, una breve aparición de Mos Def, y una reinterpretación de Butterfly de Herbie Hancock, Bilal y su All Mater protagonizan uno de los puntos álgidos de la noche. 

Ese mismo año Robert Glasper y Mos def autoeditan un 7″ titulado “Stakes Is High”, en el que profundizan más todavía en la reversión que años antes hiciera Robert Glasper del beat que Dilla puso a De La Soul. 

_

___

En 2011 y 2013 la Robert Glasper Experiment publica sendos volúmenes de “Black Radio” vía Blue Note. En su Radio Negra Robert fusionaba el jazz con ese mantra repetitivo no cuantizado de Dilla, y la fórmula no sólo le funcionó creativamente, si no que para ‘esa parte’ de la industria fue suficientemente importante como para ganar el Grammy al Mejor Álbum de R&B.

Otro código compositivo que recoge del rap es el tratamiento de las voces, y se deja ver desde el primer corte, Liff Off The Mic Check, en el que aparecen scratches con voces descartadas durante la grabación del disco, haciendo que Jahi flote sobre un spokenword de Shafiq Husayn y la música del resto de la banda, evocando aquellos años de Soulquarians y Native Tongues y el jazz rap de The Roots, Guru & Jazzmatazz, Sharpshooters, Madlib y su Yesterday New Quintet, o los 2000 de Common. 

‘Come into your mind, live and direct from the now was all in your speakers. down in your sneakers’

El proceso de grabación del primer “Black Radio” fue puramente orgánico. Durante cuatro días la banda estuvo encerrada en el estudio con muy poca idea de lo que se iba a grabar, apenas as progresiones y algunas anotaciones, al más puro estilo de “Kind Of Blue” y otras tantísimos discos coetáneos. Todos los temas, tuvieran vocalistas o no, se grabaron en directo y muchos de ellos en una sola muestra. Los códigos del rap se fusionaban con las formas del jazz.

Para más inri, en 2012 Robert publica “Black Radio Recovered: The Remix EP” para que los productores y beatmakers Questlove, Pete Rock, 9th Wonder y Georgia Anne Muldrow jueguen con él y su música. También incluirá su segundo volumen de su tributo J Dilladude en el que incluirá entre otras, reversiones de Look Of Love de Slum Village y The Light de Common. Un proceso de investigación en el que tintó todo su jazz con brochazos de rap y beatmaking, y se perfiló como uno de los principales activistas del jazz rap en lo que va de milenio.

Activista, no sólo por la publicación de los “Black Radio” y “ArtScience” en 2016, o por colaborar en buena parte de las últimas referencias que mezclan jazz y rap como pueden ser “To Pimp A Butterfly” de Kendrick Lamar, “Early Riser” de Tylor McFerrin, o “Velvet Portraits” de Terrace Martin, y otros artistas de rap como Anderson. Paak, Black Milk, Mac Miller, Talib Kweli, Maxwell o Syd de The Internet

También es considerado activista por difundir la estrecha relación del jazz y el hip-hop, aunque todavía le cueste algunas críticas del sector más radical del jazz a raíz del disco “Everything’s Beautiful” acreditado como trabajo colaborativo entre Miles Davis y Robert Glasper. Pero de eso, su carrera jazzística, su inspiración en Miles Davis, y sus clases en el Instituto de Grabación Clive Davis de la Universidad de Nueva York junto al periodista Ashley Khan hablaremos en el siguiente artículo.

‘Deseo que los músicos incluyan más música actual, pero que lo hagan sólo si sienten verdadero amor por ello, es lo único que pido.

Ser honestos, porque odio cuando escucho a gente reversionar la música del Dilla o cualquier artista de hip-hop y realmente no lo aman. Puede sonar pretencioso, pero sí todo el mundo pudiera ser honesto consigo mismo, creo que tendríamos mejor música.’

De momento, podéis divertiros con su intervención en Sway In The Morning, el programa del clásico Sway que se acompañaba por King Tech en los ’90 para alimentar a toda una generación a través de la radio (Robert Glasper incluído) o aprender con este vídeo que hizo para Jazz Night In America en el que explica esa relación entre jazz y hip-hop, tanto en lo social como en lo musical.

Texto por Dasar

 

· Madrid · Jueves 2 de Noviembre · Café Berlín de la mano de 1906 Estrella Galicia
· Barcelona · Viernes 3 de Noviembre · Jamboree Club
· Granada · Domingo 5 de Noviembre · Centro Federico García Lorca como parte del 38 Festival Internacional de Jazz de Granada

_