Entrevista a Kaikoo Studio

Detalle de Jordantzari, por Kaikoo

Esta es la continuación de la entrevista que publicamos la semana pasada sobre “El Factor Humano” con Elsso Rodríguez, los productores Vic Vega, UH Tracks e Iker y Unai, el tándem detrás de Kaikoo Studio. Si metes en un tubo de Play-Doh todo el imaginario hip-hop, el simbolismo vasco y la cultura oriental, salen los dos únicos bilbaínos a los que se les podía ocurrir estampar los tatuajes de 2Pac en el firme torso de Urtain. RIP para estos dos fueras de serie y larga vida para estos otros dos diseñadores con el 10% más de amor que la competencia.

¿Cómo os conocisteis Iker y Unai? ¿Cómo nació Kaikoo Studio?

Unai: Nos conocimos estudiando diseño…en el infierno (risas). Digo el infierno porque era un sitio cutre a más no poder. Era un escuela de diseño en la que no había un ordenador para cada uno y el destino quiso que tuviéramos que compartir ordenador. Y ahí hablando de rap y todo eso, porque además de ser del turno de tarde éramos los auténticos outsiders (risas). Teníamos un montón de cosas en común y aparte de los curros que había que hacer para clase empezamos a hacer cosillas por nuestra cuenta.

Iker: Kaikoo realmente surgió como una excusa para reunirnos después de clase.

¿De dónde viene el nombre? 

Iker: El nombre precisamente está tomado de un número de la revista Serie B en la que hacían una entrevista a DJ Baku, que es un dj japonés que monta un festival llamado Kaikoo.

Unai: En la entrevista le preguntaban por el proyecto y explicaba el origen del nombre y viene a ser la parte beneficiosa del encuentro entre dos personas. Y la movida nos venía como anillo al dedo.

Iker: Además nos flipa la cultura oriental y Japón en sí mismo.

Unai: En ese momento estábamos muy japoneses también (risas).

Iker: Y suena a vasco también, de aquí de la tierra, y eso también nos mola.

Unai: Claro, nosotros lo pronunciamos “kaikú”, con acento al final, pero cada uno lo dice de una manera (risas). Y luego investigando un poco el rollo vimos que en hawaiano también significaba “marea alta” o “mar fuerte”.

Iker: Muy del Cantábrico también (risas).

Unai: A partir de ahí ya teníamos el nombre, porque al principio lo único que hacíamos eran diseños para nosotros solamente.

¿Cómo empezasteis a trabajar ya más en serio?

Iker: Al principio lo que hacíamos era quedar como colegas, porque cuando dejamos de estudiar cada uno tenía su vida, su cuadrilla, entonces quedábamos un día a la semana e íbamos haciendo cosas para nosotros. Al final nosotros disfrutamos mucho del diseño, es nuestro curro pero también es nuestra necesidad de expresarnos, es la herramienta que tenemos para ello. Y bueno, con el tiempo vimos que sí tenía viabilidad el hecho de poder profesionalizarnos.

Unai: Ahí empezamos a hacer curros para dejar vernos: portadas de discos, camisetas para peña, logos…

Hermanos Herméticos, por Kaikoo

Biggies, por Kaikoo

Supra Jordan Donaire, por Kaikoo

¿Hace cuánto tiempo de aquellos inicios?

Unai: Hace unos diez años o por ahí.

Iker: Sí, el proyecto son diez años teniendo en cuenta todo. Pero claro ha sido todo muy tranquilo. Lo primero, nosotros somos hijos de obreros, no teníamos pasta para comprar todo el material, todo lo que hemos creado, este estudio por ejemplo, que aunque sea pequeño es nuestro, lo hemos ido haciendo poco a poco y todo a base de curro, curro, curro…Y hoy es el día que llevamos ya cuatro años viviendo íntegramente del estudio con nuestro sueldo.

Unai: Claro, porque hasta entonces llevábamos el estudio y hacíamos curros “menos serios” por decirlo de alguna forma pero igual de serios para nosotros: carteles de festis, portadas de discos…Y teníamos al mismo tiempo nuestro curro. Yo curraba en un estudio y él en una productora haciendo todos los carteles de conciertos y lo poco que sacábamos de pasta lo ahorrábamos. Al principio teníamos solo un ordenador también y currábamos los dos con un ordenador, a turnos.

Iker: Es super fluida la manera de trabajar que tenemos.

Unai: Luego ya poco a poco encontramos una oficina, pillamos un iMac además del portátil que teníamos, luego otro iMac, después cambiamos a esta oficina ya más grande, dejamos nuestros curros gradualmente y ya nos empezó a salir curro más “serio”, más de imagen corporativa.

Iker: Hoy en día hacemos trabajos para Eroski, Diputación…A nosotros nos encanta el diseño gráfico y el trabajo comercial normal. A mí me gusta hacer portadas para mis amigos, trabajar con músicos es un infierno (risas). Es así, es demasiado. Nos tiene que gustar, tiene que haber una conexión artística. Cuando hacemos portadas de discos no lo hacemos por dinero sino por puro amor. Nosotros preferimos trabajar como diseñadores gráficos haciendo branding para empresas, cosas que en principio no son tan cool pero a nosotros es lo que nos apasiona, ese trabajo comercial de diseño gráfico estándar.

Observando vuestro diseños veo que mezcláis varios universos, fundamentalmente todo el folklore vasco, el imaginario japonés y la cultura hip-hop.

Unai: Nos influencia mucho lo que nos mola, aunque parezca obvio decirlo, y somos gente de tópicos, nos gustan mucho los tópicos. Nos parece que los tópicos al final tienen un porqué y jugando bien con ellos se puede sacar mucha miga. Cogemos lo que nos mola y lo adaptamos, lo llevamos un poco a nuestro terreno.

Iker: Es verdad que sí tenemos mucha influencia del rap. Y del graffiti también. No digo la técnica del graffiti, ahí puedo meter spray pero no en otros curros. Pero sí quizá esa mentalidad de machacar con tu nombre o la actitud enfermiza que tenemos a la hora de diseñar, la búsqueda del trazo perfecto. Estoy por ejemplo trabajando con Illustrator y la curva tiene que ser perfecta, a veces son detalles que sé que nadie los va a ver, pero es una actitud enfermiza como la de un grafitero.

Unai: Siempre nos dicen “tenéis un estilo pero al mismo tiempo no tenéis un estilo”. Tenemos un estilo pero tampoco estamos cerrados, no hacemos un estilo de ilustración o único estilo de diseño o maquetación que digas “esto es de éstos”. Y nos gusta también eso, para nosotros es un valor la versatilidad. Podemos hacer la portada de Havoc que es ilustración con Photoshop, un montaje súper barroco y recargado, hacer una movida de Paint digital directamente a mano o hacer ilustraciones más sencillas y pequeñas, más juguetonas tirando a un estilo happy para todos los públicos. Nuestro Instagram por ejemplo es un entrenamiento para eso, son ideas locas que se nos ocurren cada día y verás que cada diseño es de una madre porque intercalamos trabajos de verdad con cosas menos serias y el brainstorming del día a día que hay que sacar por algún lado.

Iker: Nos gusta adaptarnos al cliente y que no sea al revés. Yo respeto a la gente que hace eso. Hay muchos estudios y diseñadores que tienen estilos súper concretos, por ejemplo la peña que diseña todo estricto suizo y dicen: “viene una marca de cervezas…una helvética, viene un taller…una helvética”. Yo no lo veo así. Yo quiero entender qué necesidades tienes y busco la forma más correcta gráficamente de poder comunicar eso. Creo que es el valor que tenemos nosotros al final, quizá mirando todo el curro en conjunto puedes ver una línea, pero tenemos cosas súper barrocas como la portada de “El Factor Humano” de Elsso a cosas mucho más sintetizadas. Que también es un poco la influencia japonesa de llevar al extremo las cosas. ¿Minimal? Lo más minimal. ¿Barroco? Lo más barroco. Jugar con los extremos.

Nature Sounds, 2013

Centrándonos un poco en los trabajos que habéis hecho dentro del rap, me gustaría que comentásemos algunas portadas. Vamos a empezar por la portada que hicisteis para “13“, el tercer álbum de Havoc de Mobb Deep. Lo primero, ¿cómo surgió ese trabajo?

Iker: Contactamos con un…sinvergüenza (risas), que era el mánager de Havoc, supuestamente, porque luego vete a saber cómo funcionan los entresijos de la industria. Primero nos pidió el logo para una empresa que tenía y se lo hicimos. Todo gratis, nosotros venimos de Bilbao y queríamos hacer la portada a un artista americano que tenga cierta relevancia. Luego nos surgió la oportunidad de hacer el logo de Infamous y se lo hicimos y después nos surgió hacer la portada de “Black Cocaine” para Mobb Deep. La hicimos, la presentamos y se supone que iba todo bien hasta que de repente sale el disco y la portada era otra.

Unai: Nos dijo que los de SONY habían metido su portada y que no tenía nada que hacer.

Iker: Nos hizo la trece catorce de malas maneras.

Unai: Claro, no nos avisaron que no saldría, vimos salir el disco con otra portada y nos quedamos blancos. ¡Nos han tangado! (risas). Además el diseño era el mismo, black cocaine escrito con cocaína negra. Le envíamos varios mails enfurecidos pidiendo una explicación (risas).

Iker: Luego a partir de ahí fueron saliendo cosillas sueltas con Havoc hasta que surgió la posibilidad de hacer la portada del nuevo álbum y ya ahí con pasta de por medio, nada de tonterías, y les dijimos “has visto cómo curramos, si queréis algo ya sabéis”.

Unai: Tuvimos la suerte también que hablamos con la gente de Nature Sounds, que son quienes han editado el disco y era peña mucho más profesional que el mánager.

Iker: Al final salió el disco y para nosotros fue un pequeño tanto. A veces es más el reto y poder conseguirlo que el hecho de hacerlo como tal porque a nosotros Mobb Deep nos ha llegado tarde y nos ha molado ya de mayores pero no nos ha flipado.

¿Qué artistas o grupos os gustan?

Iker: Yo ya te digo, crecí en el barrio de Santutxu, Esan Ozenki, los noventa, todo ese rollo. Entonces el rap me llegó tarde y me llegó primero el rap español, antes que el americano. Yo hoy en día en muchos aspectos soy un toyaco (risas). Es verdad, yo no tengo tanta cultura del rap como puede tener otra peña pero también pienso que el ser toyaco es una actitud más que la novedad. A mi edad puedo descubrir un disco que es súper clásico y para mí es nuevo y me flipo y lo disfruto. Sobre grupos, a nosotros nos flipa mucho Wu-Tang, no sólo por la música sino por el branding. Nos parece un grupo que reúne una de las cosas que más nos gusta, que es el rap, con otra que es el diseño.

¿Qué artistas de España os gustan?

Iker: A mí Sólo los Solo, es mi grupo de cabecera, me flipaban y me siguen flipando. Luego Chinatown, básico. En el Iphone siempre llevo, si no es uno, dos discos. Herméticos y Supra concretamente, me parece una barbaridad. Al principio no lo entendía pero luego me ha encantado. Urano Players también me flipan. 

Unai: Eso me pasó muy al principio con Mucho Muchacho también. “Qué raro rapea este tío”, pensaba. O el tono de rapeo que usa Elsso, no es un rapeo de manual, pero de esa rareza hacen su virtud.

Iker: Eso es. Mucho Muchacho básico también, tanto en 7 Notas como el “Chulería“, me parece un discazo. Luego hacer un disco no es fácil, puedes rapear guay pero hacer un disco redondo es complicado y yo creo que poca gente lo hace. A mí por ejemplo Capaz es un tío que siempre me ha molado, Sicario también y Hablando En Plata me molan pero para mí nunca han hecho un disco redondo. O Kamikaze, me ha flipado siempre, pero no tiene un disco.

Unai: Dano también. Nos conocimos una vez en un bolo de MDE Click en Madrid, a él y a Rubens Ziontifik, y muy buen rollo. Todo Ziontifik en general. Nos mola todo lo que hacen tanto a nivel audiovisual como musical.

Iker: Pero Dano, sobre todo. A mí Elio me parece que es un tío que lo hace guay pero no me llega tanto como Dano. Rapeando, produciendo, me flipa.

Unai: Le hicimos el logo pero fue por puro amor también, dibujamos un seis y un cuatro y salió la cara de Dano (risas).

AirMaxterix, por Kaikoo Studio

AirMaxterix, por Kaikoo

Dano, por Kaikoo

Doraekwon, por Kaikoo Studio

DoRaekwon, por Kaikoo

Otro grupo con el que habéis trabajado tanto como con Elsso es MDE Click. 

Iker: Sí, ya hablando más como colegas están Left Coast Gang y MDE Click. Con MDE Click tenemos una relación muy parecida a la que tenemos con Left Coast, que somos como los Wu Affiliated, no somos de la banda pero estamos cerca (risas). Y con MDE Click nos pasa un poco igual, no somos del grupo pero sí que con todo el respeto nos sentimos en cierta manera parte de su historia.

¿Qué trabajos habéis hecho para MDE Click?

Unai: Hemos hecho la línea de camisetas, el “5%“, el “MDE Warriors“, “Obsesihon” de Ihon, el de “Talib” de Bobby Peru y Jericó y el último de N-Y, “Casino Chips“.

¿Cómo hicisteis esta última?

Iker: Fue algo sencillo. Vino Iker al estudio, nos dijo que el disco se llamaría “Casino Chips“, hubo varias opciones y nos decantamos por hacer los neones de un casino. Coger un poco el rollo del artista, sus referencias, como con “El Factor Humano” de Elsso. Eso es lo que tiene el rap un poco, ¿no? Son gente que al final te van soltando sus referencias y a nosotros nos gusta trasladarlas al grafismo.

Unai: Si te fijas, en el de Havoc es lo mismo y en el “Baladas Heavys” de Elsso también, aunque estén más ocultas.

Iker: La de “Casino Chips” técnicamente es muy simple, tiene una base en vector de lo que son los neones en línea gris que le da un efecto de relieve, luego tiene la misma capa en blanco y encima otra pero desenfocada. Eso luego lo pones en After Effects y es cuestión de ir dando visibilidad. Pero es súper sencillo, parece más de lo que es.

¿Y cómo trabajasteis la portada de “El Factor Humano“?

Unai: Partiendo ya del título, queríamos buscar un poco todas las referencias que hacen al personaje de Elsso.

Iker: Nosotros le planteamos la diferencia entre el humano y el resto de animales. Los animales funcionan por instintos, pero el humano aparte de los instintos crea cosas que quizá no sean necesarias, pero ése es el punto diferenciador del humano. La idea era poner en la portada ese tipo de cosas que son las que nos definen pero sin las que podríamos vivir. Elsso podría vivir sin Nike o sin películas, pero al final son esas cosas las que moldean el personaje.

Me estoy dando cuenta ahora al mirar el vinilo que habéis metido el muñeco de Jay Dilla

Unai: Sí, aportamos atrezzo, hay mucho real y mucho irreal (risas).

¿Cómo hicisteis la portada de “Feelmatic“? Cuando hablé con Elsso en 2014 sobre el disco mencionó al ilustrador Ibon Sánchez. 

Unai: Sí, Ibon es amigo nuestro, estudió también con nosotros y desde entonces lo tenemos fichado porque es un ilustrador que es puro talento.

Iker: Un adicto a los cómics.

Unai: Ya una vez que teníamos la idea del robot nos planteamos si hacerlo con nuestras técnicas o delegar en un ilustrador, optamos por la ilustración y hablamos con Ibon y le moló la idea. Hicimos nosotros dirección de arte, le pasamos todo el concepto y un croquis y cómo tenía que ser la estructura, nos lo pasó en línea con una base de color y ya lo acabamos. Todo viene de que yo veía a Elsso como el Gigante de Hierro, que es una película que siempre me ha molado (risas).

Iker: Nosotros hicimos la postproducción por decirlo de alguna manera.

Aunque habéis hecho alguna tirada de camisetas y las sudaderas de MDE Click, ¿no os habéis planteado sacar vuestra propia línea de ropa?

Unai: Siempre hemos tenido el runrún pero al final no sacamos más textil porque tenemos más líos.

Iker: Claro, para montar una marca más allá de los diseños tienes que tener una estrategia, un plan y para hacerlo o lo haces bien o no lo haces, para andar a medias tintas no. Sí que tenemos idea de sacar cositas sueltas como las camisetas de Rainers, pero una marca como tal no. Si diéramos con el equipo adecuado en el que nosotros sólo diseñáramos, sí, nos encantaría.

¿Cuáles son vuestras influencias dentro y fuera del diseño?

Iker: Nosotros bebemos de todo. Yo voy a Eroski y estoy en la sección de compresas y flipo con los colores, la tipos (risas). Claro que me mola Pentagram, el estudio independiente de Nueva York, me parece un básico del diseño, en su día me flipaba Inocuo de Barcelona…Pero luego ya te digo, es el día a día, un envase de Donuts, señales de tráfico, revistas, cualquier cosa. Luego yo creo que nosotros estamos muy influenciados por todas las series norteamericanas que daban por la tarde: Mr Cooper, El Príncipe de Bel-Air…¿Peña que nos influencia en Internet? Un montón, hoy te podría decir diez nombres, mañana otros diez…Cualquiera que lo haga guay.

Rainers T-Shirt, por Kaikoo
SOLD OUT

Entrevista por BigBrothaBob

Photo & Artwork por Kaikoo Studio

Artwork de Feelmatic

Madlib

Artwork de El Factor Humano

Jay Dee aka J Dilla

Erykah Badu

Infamous Logo

Jordantzari, por Kaikoo Studio

Jordantzari