El homenaje de Kendrick Lamar a Gordon Parks en ‘ELEMENT’

A finales de junio, Kendrick Lamar publicaba el videoclip de ELEMENT, uno de mis temas favoritos de su último disco, DAMN”.  Un vídeo plagado, sin duda, de imágenes muy potentes y de alto calado social, nada que nos sorprenda viniendo del mc de Compton. ¿Qué otro tipo de acompañamiento visual podrían tener las líricas que nos bombardean los oídos cada vez que pinchamos alguno de los cuatro discos que hasta ahora nos ha brindado el considerado uno de los mejores mc’s del panorama actual? 

_

___

No tengo conocimiento sobre quién habrá sido la mente que ha ideado idea la mayoría de las escenas que podemos ver en este clip (sí que está dirigido por él mismo y su mánager), pero sé que si vas haciendo pause al azar, será difícil que no te quedes mirando un fotograma que resulte realmente atractivo o provocador a tus ojos, fotogramas que podrían ser una captura de cualquiera de tus fotógrafos urbanos favoritos.

De hecho, y es por esa razón por la que me decidí a escribir este artículo, varias de esas geniales imágenes de las que podemos disfrutar en ELEMENT, son unas muy acertadas recreaciones de la obra de uno de los fotógrafos más importantes para la documentación de la segregación imperante en la USA de los años 40-60: Gordon Parks.

Desde luego, no soy yo la primera en hablar de ello, poco después de la publicación de ELEMENT, varios fueron los medios que se hicieron eco de esta referencia. Aún así, he creído necesario ahondar más en este asunto como excusa para dar a conocer un poco más la marca que Gordon Parks dejó en la historia. Sin su gran labor de documentación a través de su mirada inquisitiva, no podríamos conocer mucha de la lucha por los derechos civiles y las causas de su origen. El realismo de sus imágenes supuso un puñetazo en la cara para una sociedad que aún no estaba concienciada.

El homenaje de Kendrick a Gordon Parks recrea varias de sus fotos que serán más o menos reconocibles según el conocimiento que se tenga de la obra de este fotógrafo, pero hay otra referencia menos evidente si no se conoce su biografía. Esta es, nada más y nada menos, la secuencia inicial del vídeo. Esa mano saliendo del agua (que más tarde dará paso a escenas de fuego, abriendo esa dualidad presente durante todo el vídeo) os resultará una fantástica alegoría si os digo que Gordon Parks solía contar que un doctor le declaró muerto al nacer y que resucitó al sumergirlo en una palangana repleta de agua helada, idea de otro doctor presente en la sala, el Dr. Gordon, de ahí su nombre. ‘Comencé a gritar y no he dejado de gritar desde entonces’ recuerda en un documental. La mano también podría recordar a la portada de uno de los libros que Gordon Parks escribió, “Born Black: A personal report on the decade of Black Revolt”. 

Tras la publicación del vídeo, la misma Fundación Gordon Parks se declaró encantada con el reconocimiento que Kendrick había tenido hacia la figura del fotoperiodista, poniendo muy en valor que un artista contemporáneo de su talla difundiera y entendiera la importancia de una obra como la de Parks. Además su director se atrevió a elegir su escena favorita del vídeo: la recreación de Boy With June Bug.

 

Fotograma de ELEMENT vs foto original 

 

Para mí, el mayor poder visual de ELEMENT reside en la manera en que refleja la convivencia entre la inocencia de la infancia y la violencia e ira que va gestándose, casi inevitablemente, al crecer en un barrio marginal. Boy with June Bug, en el minuto 0:39, es uno de esos instantes íntimos de total inocencia y serenidad. La foto original fue tomada en 1963 en la ciudad natal de Gordon Parks, Fort Scott en Kansas, mientras escribía su semi autobiografía “The Learning Tree” (que más tarde sería adaptada por él mismo al cine). Concretamente fue tomada en un lugar al que llamó “the mecca of bigotry”, nombre muy significativo para el contexto del vídeo.

A lo largo del artículo iré desgranando todas las recreaciones de la obra de Gordon Parks presentes en ELEMENT, pero es interesante ir desgranando, a la vez, su trabajo y su vida para poder contextualizarlas mejor y así, entender más ampliamente aquello que posiblemente se ha querido contar y denunciar en el vídeo de Kendrick mediante este homenaje y que no está tan alejado de lo que denunciaba Gordon Parks en sus reportajes.

Sin duda, si la figura de Parks es importante y significativa por algo, aparte de por su trabajo, es por ser el primer fotoperiodista negro contratado por la revista LIFE, una de las revistas más importantes de la época. También el primero en trabajar para Vogue. También el primer director negro de Hollywood. Ha retratado como nadie la pobreza de muchos anónimos pero también el éxito de unos cuantos famosos. Su cámara ha recorrido las calles de Nueva York pero también las favelas de Brasil (gracias a un conmovedor reportaje sobre un niño enfermo de Río de Janeiro, consiguió donativos suficientes para su tratamiento.)

 

Reportaje de Gordon Parks sobre Flavio en LIFE / Noticia sobre el impacto y resultado del reportaje anterior

 

El reportaje que le abrió las puertas de LIFE e inició sus más de 20 años en plantilla, fue “Harlem Gang Leader”, un retrato de la brutalidad de un barrio como Harlem conseguido después de pasar dos meses al lado del líder de la banda: Red Jackson, de sólo 17 años. El objetivo de Parks era visibilizar cómo el eje de la delincuencia estaba muchas veces movido por críos que hubieran tenido otra forma de vida si la pobreza y la marginalidad no hubiera estado tan presente en sus vidas, contando la historia con algo de simpatía hacia los protagonistas.

Las fotos no se centraban sólo en relatar las peleas callejeras sino también el reposo entre los muros de su cama o la mirada del líder ante el cadáver de un miembro de su banda. Parks creía que dando visibilidad a la brutalidad que puebla en las calles de un barrio como Harlem en un medio de lectores mayoritariamente blancos, podría ayudar a tomar conciencia del por qué muchos se ven abocados a este tipo de vida. Sin embargo, el tono final del reportaje no estuvo tan enfocado en este sentido denunciante, debido al texto que acompañó a las fotografías, dedicado más bien a enfatizar la violencia, razón por la cual, Gordon Parks decidió que en próximos trabajos se encargaría él mismo de los textos de sus reportajes.

En el vídeo de ELEMENT, hay un par de escenas de lucha (minuto 2:04 y 2:30) en la que podría decirse que existe cierto paralelismo con alguna de las fotos de este reportaje.

 

Dos fotogramas de ELEMENT vs Fotos para el reportaje Harlem Gang Leader

 

Antes de LIFE, Gordon Parks tuvo varios trabajos, desde pianista en un burdel a camarero o leñador, pero encontró su verdadera vocación cuando, mientras trabajaba en un tren, alguien olvidó, en el asiento, una revista en la que le llamó la atención una foto de Arthur Rothstein en la que aparecía un inmigrante desesperado en busca de un trabajo en América. Así que, al bajar, compró su primera cámara. Tenía 25 años y se acababa de abrir un nuevo horizonte ante él.

Me di cuenta de que la cámara podía ser un arma contra la pobreza, contra el racismo, contra todo tipo de males sociales. Entonces supe que tenía que tener una’

· Gordon Parks

 

Gordon Parks nació en una familia pobre, siendo el menor de quince hermanos y quedó huérfano de madre a los 14. Como cualquiera en su entorno, sufrió desde crío las injusticias provenientes de la segregación,  además del desprecio ante el intento de progreso de su raza, representado, por ejemplo, en una profesora que intentó disuadirle de iniciar sus estudios universitarios debido a que los negros estaban destinados a tener oficios como el de portero. A ella dedicó su doctorado en Humanidades.

Empezó a tomarse en serio su ojo como fotógrafo después de que la dueña de la tienda donde solía revelar, halagara la calidad de sus imágenes. Así, obtuvo una beca de la FSA (curiosamente los encargados de aquel reportaje que significó el encuentro de su vocación). Fue a comienzos de los cuarenta y su trabajo consistió en retratar la vida cotidiana de los afroamericanos. La humanidad que sus fotos desprendían, así como ese halo poético que siempre bañaba sus imágenes, le abrieron un camino que no dejó de seguir durante toda su carrera.

La contratación de Parks en LIFE, fue un movimiento muy inteligente por parte de la revista ya que podía encargarle reportajes que hubieran sido mucho más difíciles o controvertidos de realizar para un blanco, por ejemplo el que realizó sobre los Black Panthers o su Black Muslims Series. Sin embargo, a veces esto se le volvía a Parks en contra por tener que pelear con los jefes de la revista por el contenido de los textos con los que quería acompañar las fotografías.

En ocasiones, también fue duramente criticado por otros negros que consideraban que había vendido su trabajo al opresor. Fue, en gran parte, la amistad y confianza que depositaba en él Malcolm X (Gordon fue el padrino de su hija Qubilah Shabazz) lo que le permitió conseguir ciertas fotografías difícilmente abordables para cualquier otro.

Ya hemos hablado de elementos como la inocencia, la violencia o la raza en ELEMENT, pero otro de los elementos muy presentes en el vídeo es la religión. En relación a esto, un par de fotogramas del vídeo de Kendrick Lamar recrean imágenes de estos icónicos reportajes de Gordon Parks, pertenecientes a Black Muslims y centrados en la Nation of Islam. No entraré a hablar sobre la historia de la NOI puesto que poco podría añadir a todo lo que ya habló mi compañero BigBrothaBob hace tiempo en CryptaMag. Sólo comentar que el retrato que Gordon Parks hizo de los miembros de la NOI ayudó a alejar un poco la imagen fanática y peligrosa que de ellos se proyectaba normalmente en TV y prensa, enfatizando la importancia de la familia o la disciplina.

 

Fotograma de ELEMENT vs foto original

 

La primera es esta escena del minuto 0:46 y que se repetirá en el 2:57, en la que vemos a estas mujeres alineadas en forma de triángulo, levantando la cabeza y mirando directamente a cámara. Nos remite fácilmente a esa foto de Gordon Parks tomada en 1963 en Chicago, en la que al frente del grupo encontramos a Ethel Sharrieff, la hija de Elijah Muhammad, el líder de la Nación del Islam. Dejando Kendrick aparte un instante, la directora de fotografía Mandy Walker también se inspiró en esta foto para una escena de la peli “Figuras Ocultas”.

En la línea de ésta y perteneciente también a la serie Black Muslims, podría decirse que, en el vídeo de HUMBLE, Kendrick encontró inspiración en otra foto de Gordon Parks, titulada Black Muslims Rally, para la escena del minuto 2:24. De hecho, HUMBLE y ELEMENT comparten parte de imaginería en sus vídeos.

 

Fotograma de HUMBLE vs foto original

 

Black Muslims Train in Self-Defense es el nombre por el que se conoce a esta foto recreada en el 01:42 de ELEMENT, tomada también en 1963 después de conocer a Elijah Muhammad por mediación de Malcolm X. La escena de estos hombres uniformados ejecutando una coreografía que se supone de lucha, de esa manera tranquila y ordenada, refleja ese enfoque disciplinario y sereno que Gordon quería destacar al hablar de la Nación del Islam. Una sensación que ha sido muy bien trasladada al vídeo.

 

Fotograma de ELEMENT vs foto original

 

Saliendo ya de la serie Black Muslims, quizá la recreación que mejor resume el contenido del vídeo sea la de una foto tomada en Alabama el 1956 incluída en su libro “Segregation Story”, para LIFE. Para realizar este ensayo, Gordon recorrió el sur de USA retratando la vida cotidiana de las familias negras. Esos niños de temprana edad con un arma, aunque sea como juguete, conjugan a la perfección las imágenes de inocencia y brutalidad que se dan la mano constantemente en ELEMENT.

 

Fotograma de ELEMENT vs foto original

 

Como he dicho al inicio, Gordon Parks no sólo fotografió a anónimos en contextos socialmente desfavorables. La elegancia de sus fotos le permitió ser colaborador habitual en las páginas de Vogue, además de en las páginas de moda de LIFE, sacando partido como nadie a las modelos y su ropa, incluso en color, algo poco habitual en su trabajo más denunciante. También pasaron por delante de su lente importantes figuras de todos los ámbitos de la sociedad o estrellas de cine: Duke Ellington, Ingrid Bergman y Roberto Rossellini, Alberto Giacometti, Marilyn Monroe y, como no, Muhammad Ali poco después de convertirse al Islam.

 

 

Algunas fotos de moda by Gordon Parks

Malcolm X, Muhammad Ali, Duke Ellington and Marilyn Monroe by Gordon Parks

 

Sólo Gordon Parks podía retratar, con tanto éxito, el lado más íntimo y tierno de alguien considerado tan arrogante como Ali, al que fotografió dentro y fuera del ring durante cuatro años. Hecho que tampoco Kendrick Lamar ha querido dejar de plasmar en su vídeo, inspirando una de sus escenas en una paternal foto en la que el boxeador está entrenando a un niño.

 

Fotograma de ELEMENT vs foto original

 

Como hemos podido recordar de la mano y la voz de Kendrick, las lentes de Gordon Parks han dado muestra de la injusticia y marginalidad reinante en América durante años y años. Es por eso que, a pesar de no estar recreada en el vídeo, no me gustaría acabar el artículo sin hablar de la que, posiblemente, sea su foto más conocida e icónica: “American Gothic”. La trabajadora Ella Watson posa entre una escoba y una fregona delante de la bandera de Estados Unidos. Recta y digna pero con una expresión que refleja su cansancio. Era el 1942 e, inmediatamente, esta imagen se convirtió en un símbolo, una descripción visual de las desigualdades sufridas por la comunidad negra en el país. Gordon Parks explica que tomó esta foto un día en el que estaba especialmente indignado por haberle sido vetada la entrada en una tienda, un restaurante y un teatro debido al color de su piel. No deberíamos pasar por alto tampoco el título de la foto, igual al del popular cuadro de Grant Wood.

American Gothic by Gordon Parks

Para acabar, tampoco me gustaría pasar por alto las otras facetas a las que Gordon Parks dedicó parte de su vida y es que, cómo solemos decir, podría haber sido un hombre autodidacta del Renacimiento. Además de ser fotoperiodista, compuso piezas musicales, escribió novelas, ensayos, poemas, varias memorias y como dijimos al principio, fue director de cine. El primer director negro de Hollywood con The Learning Tree, una historia autobiográfica de una familia negra en un pueblecito de Kansas,  y fue el primero en hacer una peli en la que el prota era un inspector negro: Shaft”, una de las primeras y más representativas pelis del Blaxpoitation.

Así, siete años después de su muerte, con este acertado homenaje, Kendrick pone de nuevo en el candelero a Gordon Parks no sólo reviviendo su figura gracias a su poder mediático, sino también dotando de movimiento, de vida, a esas icónicas imágenes del polifacético fotógrafo. Imágenes que tantos años después siguen necesitando de alguien que no deje caer en el olvido aquello que denunciaban.

NOTA: Aunque no tiene nada que ver con Gordon Parks, me resulta imposible cerrar este artículo sin hacer mención a otra referencia que he visto en el vídeo de ELEMENT. Esta vez a uno de mis fotógrafos favoritos debido a la ironía de la que impregnaba sus fotos, Elliot Erwitt, célebre fotógrafo de la prestigiosa Magnum.

 

Fotograma de ELEMENT vs foto original

‘He conocido la pobreza, pero he aprendido la manera de combatir esos demonios, los demonios del racismo, con una cámara de fotos’

· Gordon Parks

 

Texto por Lady R