Cash Money: Los inicios de un imperio musical

Los inicios de un imperio musical

El sello Cash Money Records está de moda y es el que más vende en todo el mundo.

En 1991 nació en las calles de Nueva Orleans.

Texto por Kruze

El sello Cash Money Records es de sobra es conocido por cualquier amante del rap y del hip hop del otro lado del charco. Esta discográfica lleva más de 20 años en la industria y en estos últimos nueve ha sido una de las más exitosas empresas y una de las que mejores números ha manufacturado en la industria de la música. El sello comandado por los hermanos Williams (Baby y Slim) ha sacado a la palestra a artistas de la talla de Lil Wayne, Juvenile, B.G., Drake o Nicki Minaj entre muchos otros. Con más de 500 millones de singles vendidos en toda la historia del sello, Cash Money Records es una de las empresas más prolíficas y más rentables que ha dado el mundo de la música.

 

Hoy, vamos a profundizar en la cara-b del sello, vamos a viajar en el tiempo hasta finales del siglo pasado. Conoceremos más de cerca cómo desde unas calles plagadas de crimen y violencia (Nueva Orleans), los hermanos Williams han conseguido ser multimillonarios. Bienvenidos a la historia de Cash Money Records.
Los inicios independientes

 

Nos encontramos a finales de los ochenta, donde el hip hop empezaba a asentarse como cultura en ciudades como Nueva York mientras que en el sur empezaba a llegar con cuentagotas y los primeros grupos empezaban a dejarse ver por la ciudad. En el caso de Nueva Orleans, la Ninja Crew y New York Incoporated eran los primeros grupos que empezaban a hacer ruido con raperos como el ya fallecido Tim Smooth o Warren Mayes. Probablemente, los precusores del rap en la ciudad del jazz fueron gente como Mia X, Dj Wop, Denny D o Mannie Fresh, que a la postre se convertiría en el productor musical más famoso de la ciudad. Eran años de experimentación fruto de la cultura que llegaba de ciudades más grandes como Nueva York y que empezaba a encandilar a toda una generación negra.

 

Ya en los noventa, concretamente en el año 1991, es cuando en Nueva Orleans estalla el fenómeno de la música bounce. La música bounce es una variación del hip hop que se caracteriza por ritmos mucho más rápidos combinados con efectos y samples de la canción Triggaman de los Showboys. En Nueva Orleans forma parte de su cultura y es en este año cuando se convertiría en algo más que una música, en un estilo de vida acompañado de un baile muy particular basado en mover el trasero. Por aquel entonces y en los años siguientes, varios sellos locales e independientes empezaron a lanzar música y a dar conciertos por toda la ciudad. Es en 1992 cuando Bryan “Baby” Williams y su hermano Ronald “Slim da Don” Williams inauguran el sello Cash Money Records con la ayuda de sus amigos, la famosa y temida banda callejera llamada Hot Boys (Gangsta, Sterling, Dooney y Mosquito).

Derecha: Baby y Lil Ya de UNLV en una fiesta en Nueva Orleans con los clásicos fondos pintados con aerógrafo tan característicos de aquella época (Créditos: Polo Mills). Izquierda: Un joven ‘black entrepeneur’ Baby haciendo negocios desde chico (Créditos: Instagram).

Curioso montaje de Gangsta, miembro original de la banda callejera Hot Boys que actualmente reside en prisión con una condena de más de 240 años (Créditos: Facebook).

 

Los hermanos Williams no se hicieron esperar y ese mismo año lanzaron el primer álbum y el que se conoce como primer lanzamiento de la historia del sello a manos de un quinceañero llamado Kilo G. Su álbum, The Sleepwalker, apenas contenia siete canciones y estaba producido por Ro & The Goldfingers. Con un estilo muy oscuro y con reminiscencias del horrorcore, este álbum fue vendido a pie de calle por el sello consiguiendo unas 2000 copias vendidas. Hoy en día, el álbum se considera de culto y se vende en eBay por cerca de 1500 euros.

Más tarde, los hermanos Williams ficharon a Mannie Fresh, un productor musical que había hecho las maletas desde N.O. para ir a Nueva York donde fracasó en su aventura junto a Gregory D y Steve Hurley en D&D Records. Lo que no sabían ni Baby ni Slim, es que Mannie Fresh, de nombre real Byron Thomas, les iba a ayudar en los siguientes trece años a vender más de 23 millones de discos. Con un productor musical en la casa era hora de fichar a más talento callejero para empezar con nuevos proyectos de cara al futuro. Ahí es donde entra la figura de dos grandes grupos de la historia del rap en Nueva Orleans: PxMxWx (Project’s Most Wanted) y U.N.L.V. (Uptown Niggas Livin Violent).

De esta manera, 1993 es el primer año en el que el sello empieza a sacar diferentes proyectos y comienza a llamar la atención local. Con Mannie Fresh bajo el control del sonido, la primera referencia de PxMxWx, Legalize ‘Pass The Weed, se convierte en un referente para muchos de los residentes en la parte más baja de la ciudad (Lower 9th Ward) y especialmente para los consumidores de marihuana, que ven reflejada su afición al cannabis en la música de este trío tan particular. U.N.L.V. hace lo propio y saca su famosa y primera referencia, 6th & Baronne, junto a otros artistas que fichan por el sello, como es el caso de Lil Slim (posteriormente descubridor de Lil Wayne) o Ms. Tee, la primera rapera femenina de la historia del sello. En definitiva, 1993 es un año crucial ya que se lanzan seis trabajos, incluido el del jefe del sello (Baby) bajo el sobrenombre de B-32. La referencia se titula I Need a Bag Of Dope, de la cual no se conocía copia física en todo el mundo hasta hace dos años, momento en el que un usuario de nombre Bobito-Half la intentó vender por eBay.

Magnolia (Credits: Times-Picayune).

 

St. Bernard (Créditos: Times-Picayune)

Lafitte (Créditos: Times-Picayune).

Cash Money Records empezaba a hacerse un hueco en el panorama musical de Nueva Orleans y las ventas eran una prueba de ello. Pese a que las ventas del primer disco de Kilo G habían sido bastante bajas, U.N.L.V. gracias a sus conciertos a lo largo de la ciudad y con ese estilo gangsta aderezado por la maestría a los aparatos de Mannie Fresh, alcanzaron unas ventas de 40.000 copias de su primera referencia sin ninguna promoción. PxMxWx hicieron lo propio convirtiéndose en ídolos en su barrio natal, en los infames Iberville Projects.

 

Como reconocía Mannie Fresh en una charla cuando acudió a la Red Bull Academy en Madrid a la que tuve la gran fortuna de acudir, prácticamente toda la venta de material musical (cds, vinilos y cassettes) se hacía de mano en mano. “Íbamos a los conciertos y vendíamos un montón de material en la puerta de nuestros coches”, señalaba Mannie. Y es que es cierto, tanto en Nueva Orleans como en Baton Rouge o más al este, en Houston (Texas), Cash Money empezaba a despertar la inquietud de los aficionados al rap.

De esta manera, llegamos a 1994 y 1995 donde por segundo y tercer año consecutivo, CMR lanza más de cuatro álbumes por año con significativas novedades. En 1994 hay tres nuevos fichajes en el sello como Pimp Daddy, Mr. Ivan o B.G.’z. Uno de ellos, Mr. Ivan, se caracterizaba por un estilo muy agresivo a la hora de cantar que en cierta manera nos recordaba a Mystikal. Además su trabajo debut llamado 187* in a Hockey Mask, destapaba una historia muy curiosa en torno a él. Hasta 2003, Mr Ivan siempre en actos promocionales y conciertos llevaba una máscara de hockey hielo de tal manera que nadie sabia en realidad quién era. Como él confirma en esta entrevista en SoundCircuit, no podía dejar su cara al descubierto dados los antecedentes de robo que tenía pendientes con la policía junto a su inseparable máscara de hockey. Buena muestra es la portada de su disco.

                                *187 es el código que usa la policía para identificar un asesinato

Otro de los fichajes que comentábamos previamente era Pimp Daddy, un residente del 9th Ward y que mantenía una relación sentimental con la única rapera del sello Ms. Tee. Pimp Daddy, de nombre real Edgar, era un cantante bounce que había perfeccionado su estilo hasta obtener el beneplácito de los hermanos Williams para sacar su primera referencia, Still Pimpin. Lamentablemente, Nueva Orleans es una ciudad que durante los noventa tenía los índices de muerte más altos del mundo entero, y el sello lo sufrió en sus propias carnes con el asesinato de Pimp Daddy ese mismo año a manos aún desconocidas.

Pero esa pérdida no podía empañar la realidad del sello, que crecía cada año más y más y que en Nueva Orleans se asentaban como un fenómeno regional a nivel musical. Buena prueba de ello es el álbum de U.N.L.V. lanzado en 1994 Straight Out The Gutta y que nuevamente sin ninguna promoción obtuvo unas ventas de 60.000 unidades a nivel local. De esta manera llegó el lanzamiento de más referencias de los artistas habituales del sello como Ms Tee (Havin Thangs), Lil Slim (The Powder $hop), Kilo G (The Bloody City) o Tec-9 de U.N.L.V. con su (Straight From Tha Ramp).

Izquierda: Foto promocional de Tec-9 de UNLV que tambien sacó su primera referencia en Cash Money: “Straight Out Tha Ramp” (Créditos: Take-Fo). Derecha: Poster vintage del “Mac Melph Callio” de UNLV (Créditos: Facebook).

El año 1996 fue un año clave y uno de los puntos y aparte en la historia del sello. Apenas cuatro años después de la fundación de Cash Money, los hermanos Williams estaban decididos a hacer un lavado de cara a la plantilla. Esto afectó prácticamente a todos, tanto a U.N.L.V., o Ms. Tee,  como a Mr. Ivan y Kilo G. Todos vieron cómo, bajo un pretexto de falta de ambición por parte de los artistas, unido a una serie de impagos, se produjo la salida de todos aquellos que habían ayudado al sello a hacerse famoso en el sur de Estados Unidos.

Eso sí, antes de marcharse, U.N.L.V. con la ayuda del inestimable Mannie Fresh nos dejaron para el recuerdo uno de los mejores álbumes underground de rap de toda la historia llamado Uptown 4 Life, que vendió nada más y nada menos que 200.000 copias a nivel local.

Para tomar el relevo, tanto Baby como Slim ya tenían rostros para sustituir al roster habitual que había permanecido hasta ahora en la discográfica. Como he nombrado antes, en 1995 el grupo B.G.’z, formado por Lil Doogie (posteriormente B.G.) y Gangsta D (posteriormente Lil Wayne) sacaron su primera referencia: True Story. Se trataba de dos pequeños chavales (quince y trece años respectivamente) que encajaban a la perfección en la nueva hornada de talentos que buscaban los jefes del sello. La réplica vino en 1996 cuando Lil Doogie, ya bajo el sobrenombre de B.G., lanza su primer álbum en solitario llamado Chopper City. Hay que señalar que justo ese mismo año, el otro gran sello de la ciudad, No Limit, comandado por Master P y máximo rival de CMR, obtenía un contrato musical con Priority Records de treinta millones de dólares, lo que directamente incrementó la ambición de Baby y Slim.

Izquierda: Lil Wayne posa en el porche de su casa (Créditos: Polo Mills). Derecha: Lil Ya de UNLV en pleno concierto en alguna sala de Nueva Orleans (Créditos: Facebook).

 

Con el fichaje en 1996 de, por un lado, Juvenile, leyenda del bounce e ídolo local del barrio de Magnolia, y por el otro de una nueva fémina llamada Magnolia Shorty, Cash Money Records ya tenía preparado de cara a 1997 una nueva remesa de artistas para dar el gran campanazo en la escena nacional. Hay que señalar, que ese mismo año fallecían asesinados Kilo G y Yella Boy, componente de U.N.L.V. con tan solo 22 años. Como comentaba, para este año, el roster de CMR era de B.G., Lil Wayne, Juvenile, Magnolia Shorty y los grupos Big Tymers (Mannie Fresh y Baby) y los Hot Boys (la unión entre Juvenile, B.G., Lil Wayne y un joven chaval llamado Turk).

Lil Ya y Tec-9 de UNLV posan en la tumba de Yella Boy, miembro del grupo asesinado en Halloween (Créditos: Facebook).

Derecha: Baby junto a su inseparable amiga Magnolia Shorty que falleció posteriormente y que debutó en Cash Money con el disco más extraño del sello llamado “Monkey on The D!ck” (Créditos: Polo Mills). Izquierda: Big Heavy de PxMxWx en una foto reciente junto a su hijo (Créditos: WhereTheyAt.com).

El primero de los lanzamientos y que captó la atención de muchos de los nativos de la vieja ciudad afrancesada fue Juvenile con su Solja Rags que propició que el álbum vendiese 200.000 copias. Éste es el primer videoclip del sello que nos da una idea de cómo y a qué nivel se hacían las cosas por aquel entonces:

A las puertas de 1998, Cash Money en un año clave para su futuro había sacado dos álbumes más de B.G. (Its All On U 1 y 2) que con 18 años ya tenía cuatro discos en su haber: el primero de los Hot Boys (Get It How U Live!), uno de Magnolia Shorty (Monkey on the D!ck) y el primero del dúo Big Tymers (How You Luv At That Vol.1). Con tanto éxito regional en la parte inferior del país americano, tanto Baby y Slim como Mannie Fresh, anhelaban un contrato con algún distribuidor grande que pudiese encargarse de vender el producto por todo el país y de esa manera ganar mucho más dinero. B.G., Juvenile, Lil Wayne y Big Tymers lo consiguieron.

 

 

Un 18 de Junio de 1998, las oficinas de Cash Money en Nueva Orleans reciben la llamada de Dino Delvaille, representante de Universal Records con una propuesta de contrato de treinta millones con un anticipo de tres millones de dólares que da derecho al sello a un 85% de derechos de autor, el 50% de los ingresos de publicación y la propiedad de todos los masters musicales. Ahí es en ese momento cuando Cash Money salta hacia la fama con el lanzamiento del disco más vendido del sello 400 Degreez de Juvenile (4x Platinum según la RIAA). El año siguiente se suceden los lanzamientos y las ventas empiezan a contarse por millones, el sello incluso graba películas, sale en MTV, en la BET, VIVA y en su ciudad son aclamados como héroes.

Izquierda: Un joven Juvenile posa en Magnolia (Créditos: Tumblr). Derecha: Mannie Fresh aún conserva los masters de los discos de Pimp Daddy que por aquella época se guardaban en diskettes (Créditos: Instagram).

Finalmente y tras esta borrachera de ventas, esta generación de artistas que aupó al sello a lo más alto abandonan la entidad por motivos financieros. Baby y Slim vuelven a reinventarse y apostar por nuevos talentos con la ayuda del único superviviente, Lil Wayne. Una década después Cash Money Records es el sello que más vende en todo Estados Unidos con Baby al mando de una fortuna de millones de dólares y con una historia bajo sus pies con miles de ingredientes. Lil Wayne se convierte en el artista que más vende en el país y en un icono para todo el país.

 

Es por todo esto que es necesaria esta retrospectiva, para dar a conocer la historia de un sello que como cualquier otro empieza desde abajo, se reinventa, apuesta, lucha y consigue llegar a lo más alto. Quizás esta etapa sea desconocida para el gran público, pero es sumamente interesante y didáctica para la asimilación de un negocio de estas características.

Elaboración propia
– Ms. Tee – I Like It (1996)
– Ms. Tee – Hit The Road (1995)
– Kilo G – The Sleepwalker (1992)
– Pimp Daddy – Got To Be Real (1993)
– B.G. – Its All On U 1 (1997)
– B.G. – Its All On U 2 (1997)
– Big Tymers – How You Luv At That 1 (1998)
– PxMxWx – Home Grown (1992)
– PxMxWx – Back Up Off Me! (1995)
– UNLV – Scrap Up (1995)

Foto de la legendaria tienda de discos “Peaches Records & Tapes”, lugar donde se vendia toda la música rap de Nueva Orleans y que guardaba una estrecha relación con el sello. El Katrina arrasó la tienda

Pimp Daddy, Lil Slim y Big Heavy posan en una foto de archivo en los primeros años de Cash Money (Créditos: MySpace).